miércoles, 31 de agosto de 2016

Yo te espero en la bajaíta

 Por: Mariano Jazmín 

Desde mi niñez en los años que ya no existen, tuve la oportunidad de compartir con muchos niños de mi entonces generación, como es normal cada uno con diferentes actitudes y comportamientos en el diario vivir. Recuerdo que cuando se era víctima de acciones desleales y mal sanas existía una frase la cual el afectado se adueñaba de ella "no te apures yo te espero en la bajaíta" ¿que significaba esto?


Con el pasar de los años esta frase ha trascendido y no ha perdido su esencia, y sigue siendo utilizada con frecuencia en los diversos escenarios de nuestro diario vivir en los cuales nos desenvolvemos, nos apoderamos de la misma cuando somos traicionados o utilizados por algún individuo que en un momento determinado le obsequiamos nuestra confianza y éste la viola. 


Cuando esto ocurre nos posee un sinnúmero de sentimientos encontrados y nos hace recordar aquella famosa frase del chapulin colorado "se aprovechan de mi nobleza" con la diferencia de que no lo sospechamos desde un principio. Hoy día en esta sociedad donde el amor al prójimo fue aniquilado, donde la sensatez, los méritos y el reconocimiento fueron sustituidos por acciones mal sana que responden a determinados intereses infundados en la injusticia de los hombres, nos obliga a esperar mucha gente en la bajaíta. 


Porqué en la bajaita?  Aunque en el momento del extacis y embriagados de poder, muchos olvidan que todo lo que sube por lógica tiene que bajar, y es ahí, el momento apropiado cuando los pacientes que no sufren amnesia ejecutan su acción, por más alto que te encuentres tanto así que las nubes no te dejen ver el hábitat y la hermosura de la tierra, en algún momento tendrás que desender y de acuerdo a tus acciones y comportamiento con tu prójimo, con paciencia y sin presión "te estare esperando en la bajaíta" 




0 comentarios:

Publicar un comentario

En Comunicación somos

En Comunicación somos